07
Sáb, Dic
5 New Articles

Una leyenda que perdurará por siempre, Alicia Alonso

News

 

Alicia Ernestina de la Caridad del Cobre Martínez del Hoyo, Prima Ballerina Assoluta y Directora General del Ballet Nacional de Cuba, más conocida por Alicia Alonso (1920-2019) fue un ícono de nuestra cultura cubana. Amigos, bailarines, familia ... lamentan su desaparición física. Ella dejó un legado, más allá de nuestra historia.

La noticia de su fallecimiento dejó una herida en los kilómetros de bailarines y personas que les enseñó la ética de una carrera como esta, el Ballet.

Un símbolo de fuerza, dedicación, amor, empeño, familia, cultura y revolución en los que se enfrentan para seguir adelante. Años de gloria en diferentes ballets del mundo. Ella supo poner el nombre del Ballet Nacional de Cuba bien alto y así lo determinado defendiendo su directora artística Viengsay Valdés.

El 17 de octubre fue impresionante la cantidad de personas que acudieron a la ceremonia fúnebre. Un día triste, pero iluminado, sin dudas, por la omnipresencia del espíritu de Alicia en cada salón perfumado con hermosas flores que resguardan su figura, en el Gran Teatro de La Habana que lleva su nombre.

Un legado para siempre que recordaremos todos en una danza, un ballet, una sonrisa roja y una flor blanca.

¡Por siempre Alicia!

Aquí dejo un poema dedicado a Alicia, realizado por la poetisa y compositora Orlinde Lara Batista

 estaalicia alonso

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

ALICIA

Te despedimos físicamente

pero no de nuestros corazones,

seguirás bailando eternamente

para el mundo por muchas razones.

 

En cada bailarín te veremos

con el arte tan exclusivo tuyo,

pues supiste guiarlos con esmero y

verlos en tu mente con orgullo.

 

Pusiste muy en alto tu bandera

en los muchos países que estuviste,

por ende, tu pueblo te venera y

vivirás obviando que partiste.

 

Bailarás sin límite a GISELLE

con tus pies sangrando inadvertido,

entregaste toda tu alma al ballet,

GRACIAS damos por haber existido.

 

Adjuntamos otros datos biográficos del sitio oficial del Ballet Nacional de Cuba

Prima Ballerina Assoluta y Directora general del Ballet Nacional de Cuba, es una de las personalidades más relevantes en la historia de la danza y constituye la figura cimera del ballet clásico en el ámbito iberoamericano. Nació en La Habana, donde tuvieron éxito sus estudios en 1931, en la Escuela de Ballet de la Sociedad Pro-Arte Musical. Más tarde se trasladó a los Estados Unidos y los investigadores su formación con Enrico Zanfretta, Alexandra Fedórova y varios profesores eminentes de la School of American Ballet. Su actividad profesional comenzó en 1938, en Broadway, al debutar en las comedias musicales Great Lady y Stars en tus ojos.

Un año más tarde ingresó al American Ballet Caravan, antecedente del actual New York City Ballet. Se incorporó al Ballet Theatre de Nueva York, en 1940, año de su fundación. Desde este momento comenzó una brillante etapa de su carrera, como intérprete suprema de las grandes obras del repertorio romántico y clásico. En esta etapa, junto a Mijail Fokine, George Balanchine, Leonide Massine, Bronislava Nijinska, Antony Tudor, Jerome Robbins y Agnes de Mille, entre otras personalidades de la coreografía del siglo XX.

Fue la intérprete principal en el estreno mundial de importantes obras como Undertow, Fall River Legend y Theme and Variations. En calidad de figura del American Ballet Theatre, actuó en varios países de Europa y América con el rango de prima ballerina.

En 1948 fundó en La Habana el Ballet Alicia Alonso, hoy Ballet Nacional de Cuba. A partir de ese momento, sus actividades se compartieron entre el American Ballet Theatre, los Ballets Rusos de Montecarlo y su propio conjunto, que se mantuvo con muy escaso o ningún respaldo oficial hasta 1959, año en el que el Gobierno Revolucionario de Cuba le ofreció apoyo . Sus versiones coreográficas de los grandes clásicos son célebres internacionalmente, y se han bailado por otras importantes compañías como los Ballets de la Ópera de París (Giselle, Grand Pas de Quatre, La bella durmiente del bosque); de la Ópera de Viena y el San Carlo de Nápoles (Giselle); de la Ópera de Praga (La fille mal gardée); del Teatro alla Scala de Milán (La bella durmiente del bosque) y el Real Ballet Danés (Don Quijote).

homenaje11

Eminente figura de la vida cultural, Alicia Alonso ha sido investida con el grado de Doctora Honoris Causa por la Universidad de La Habana, el Instituto Superior de Arte de Cuba, la Universidad Politécnica de Valencia, de España, y la Universidad de Guadalajara, en México

En 1982, el estado mexicano le confirió la Orden "El Águila Azteca". En 1993 se le otorgó la Encomienda de la Orden Isabel la Católica, que adjudica el Rey de España. Ese mismo año surgió una Cátedra de Danza con su nombre en la Universidad Complutense, de Madrid. Más tarde, creó la Fundación de la Danza que lleva su nombre, y el Instituto Superior de la Danza Alicia Alonso adscripto a la Universidad Rey Juan Carlos.

En 1996 el Ateneo Científico, Artístico y Literario de Madrid, le rindió un homenaje público. También fue designada Miembro de Honor de la Asociación de Directores de Escena de España (ADE). En 1998 fue distinguida con la Medalla de Oro del Círculo de Bellas Artes de Madrid; la República Francesa le impuso la Orden de las Artes y las Letras, en el Grado de Comendador, y el Consejo de Estado cubano la condecoró con el título de Heroína Nacional del Trabajo de la República de Cuba.

En el año 2000 recibió el Premio Benois de la Danza, por sus aportes artísticos de toda una vida, y le fue conferida la Orden José Martí, máxima condecoración que otorga el Consejo de Estado de la República de Cuba. En el 2002 fue nombrada Embajadara de la República de Cuba, por el Ministerio de Relaciones Exteriores de su país; y fue investida en París como Embajadora de Buena Voluntad de la UNESCO. En el año 2003, el presidente de Francia le confirmó el grado de oficial de la Legión de Honor y en el 2005, recibió en Cannes el Premio Irene Lidova por toda su carrera artística.

Recibió, de manos de los Reyes de España, la Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes otorgada por el gobierno de ese país. En 2012 recibió el Premio Alba de las Artes, de la Alianza Bolivariana para las Américas. En 2017 recibe el título de Embajadora Mundial de la Danza otorgado por la UNESCO. Como Directora y figura principal del Ballet Nacional de Cuba, Alicia Alonso ha sido inspiración y guía para la formación de varias generaciones de bailarines cubanos, con un estilo propio que ha conquistado un lugar destacado en el ballet internacional.

 

 

Otros enlaces referidos:

Cubadebate

Cubasí

Ballet Cuba